La VoZ digital | Tras un accidente con pirotécnica, Elabdellaoui tiene comprometida la visión

2021-01-01 | 19:01

FIESTAS DE FIN DE AÑO

Tras un accidente con pirotécnica, Elabdellaoui tiene comprometida la visión
103



  •  


Imagen ilustrativa. GENTILEZA Imagen ilustrativa. GENTILEZA
El noruego actualmente juega en el Galatasaray S. K. de Turquía podría padecer una lesión permanente de la vista, informaron medios internacionales. En medio de su internación, se desató otra polémica, pues el enfermero Omar Elabdellaoui había filtrado fotos suyas en la ambulancia y el vicepresidente del club se se mostró indignado por este acto.

El fútbol turco se encuentra conmocionado por la noticia que se conoció en las últimas horas: Omar Elabdellaoui, pieza clave del Galatasaray y capitán de la selección de Noruega, sufrió un accidente con pirotecnia durante la celebración de fin de año y se encuentra internado con riesgo de padecer una lesión permanente en su vista.

El defensor de 29 años se encontraba en su casa del distrito de Büyükçekmece, en Estambul, cuando resultó herido por la explosión de unos fuegos artificiales, según especificó el medio local Spor Arena. “Hay un problema en ambos ojos, más en un ojo. No sería correcto decir nada sobre su futuro”, detalló el Dr. Vedat Kaya a cargo de la atención del futbolista que se formó en la cantera del Manchester City. Las primeras versiones indican que había comprado los fuegos artificiales para entretener a sus hijos durante la noche del 31 de diciembre.

Elabdellaoui llegó al club turco para este temporada tras iniciarse profesionalmente en el Strømsgodse de su país natal y tener pasos por Holanda (Feyenoord), Alemania (Eintracht Braunschweig), Grecia (Olympiacos) e Inglaterra (Hull City). Las informaciones que se brindaron inicialmente indican que la explosión también le generó una herida en la mano, más allá de que la principal preocupación está posada sobre el daño en sus ojos. Al mismo tiempo, subrayaron que no corre riesgo su vida.

“Hicimos nuestra intervención y se está haciendo tratamiento médico. Puede ser necesaria otra intervención. El ojo izquierdo está más dañado que el otro. Hicimos el proceso de limpieza para esta quemadura, limpiamos los materiales de los ojos. En este corto tiempo, hicimos todo lo posible. Ahora planificamos los procesos que llamamos restauración paso a paso”, declaró el médico que está a cargo de su salud.

Falcao le escribió un mensaje de apoyo en redes sociales

En el hospital recibió la visita de su entrenador Fatih Terim, del referente del equipo Arda Turan (ex Barcelona) y del vicepresidente del Galtasaray Abdurrahim Albayrak. Precisamente el directivo fue quien mostró toda su indignación por las fotos que se viralizaron en las redes sociales: “Estamos todos muy tristes. Pero quiero decir algo: una persona de la ambulancia compartió este lamentable accidente que le sucedió a Omar. Es una pena, un pecado. Tiene tres hijos, amigos y familia. Galatasaray tiene 30 millones de fans. ¿Qué conciencia es esta? ¿No es una vergüenza? Seguiremos esto hasta el final”. En esas imágenes que se viralizaron se veía al deportista en la camilla de la ambulancia recibiendo las primeras curaciones en los ojos.

A raíz de la preocupación que se generó por este incidente, el Galatasaray brindó un parte médico por sus redes sociales: “Omar recibió primeros auxilios después del desafortunado accidente. El daño en sus ojos solo será evidente después de un examen más detenido. Ahora está completamente consciente y no hay riesgo de muerte”.

El futbolista –que es hijo de una familia que emigró de Marruecos a Noruega– habitualmente porta la cinta de capitán en la selección de su país: en Turquía comparte plantel con distintos jugadores sudamericanos como el arquero uruguayo Fernando Muslera, el ex defensor de River Marcelo Saracchi, el brasileño Marcos do Nascimento Teixeira y el goleador colombiano Radamel Falcao García, quien escribió un mensaje en sus redes sociales para apoyarlo.

El defensor tiene pasado en el fútbol holandés, alemán e inglés

 

 

 

 

 

 

Fuente Infobae