La VoZ digital | Fiscalía investiga la muerte de una joven luego de un aborto

2021-03-29 | 07:27

Ministerio Público

Fiscalía investiga la muerte de una joven luego de un aborto
103



  •  


Gentileza. Gentileza.
La agente fiscal Zunilda Ocampos investiga un caso de muerte de una joven tras un aborto y explicó que las investigaciones se originaron luego del fallecimiento de la mujer en Caaguazú, episodio que se quiso hacer pasar como una muerte súbita. La mamá de la víctima está imputada y el supuesto médico, Carlos Alberto Martínez Barreto también fue imputado, ambos por Homicidio Culposo y Aborto. Se ha solicitado medida de Prisión Preventiva para ambos imputados.

Al respecto, la fiscal Zunilda Ocampos refirió: “El 26 de marzo en horas de la mañana, el forense del Ministerio Público informó que recibió un informe policial en el cual una mujer de 28 años falleció de un infarto, que supuestamente tenía problemas del corazón. Nos constituimos en la casa y al inspeccionarle, él constató que tenía un corte bajo el vientre. Al mismo tiempo observó que en el celular del padrastro alguien llamaba, era un doctor Martínez. Allí comenzaron las investigaciones, al ver las heridas que ella tenía, yo dispuse que ella permanezca en la morgue de una funeraria en el barrio Santa Ana, mientras hacíamos las primeras diligencias. Le llamé a la familia y se contradecían, cotejamos datos, las declaraciones de los parientes que decían que la mujer se internó para sacarse un quiste, pero ella no quería dar la dirección de donde estaba internada. Todo eso nos pareció raro y empezamos las investigaciones. En el kilómetro 7 Don Bosco ella fue a internarse, allanamos el lugar y encontramos que era una casa, había dos camillas e hicimos rastreo de dispositivos, a partir de ahí encontramos algunos audios que la mamá envió que ella se sintió mal, que se iban a trasladar hacia Caaguazú, en ese instante nosotros ya sabíamos que había un doctor Carlos Martínez Barreto en Caaguazú y que ya tuvo varias denuncias por mala praxis. Entonces, mandamos ubicar con agentes policiales de Caaguazú ese lugar y era una casa particular que no decía si era una clínica. Entonces ese día viernes se solicitó orden de allanamiento. La jueza Alba Meza acompañó el procedimiento, verificamos primero la casa del kilómetro 7, encontramos varias evidencias y también pudimos comparar que ahí estuvo la chica porque se había enviado una foto y ella estaba en una cama. Hoy allanamos la casa del doctor en Caaguazú y encontramos las otras evidencias de que la chica estuvo también ahí. Ella falleció el viernes a las 4:00 aproximadamente y de ahí le trajeron a Ciudad del Este en el kilómetro 9 donde vivía su mamá y vino de Caaguazú salieron en el vehículo de la concubina del doctor, una Suzuki vitara le pusieron a la mamá, a la chica, el doctor y un secretario y le trajeron en el kilómetro 9 donde la señora llamó a los agentes de la Policía y le dijo que su hija falleció de infarto”.
 
 
El Ministerio Público allanó en simultáneo dos viviendas en el marco de las investigaciones. Los procedimientos se realizaron en Ciudad del Este y Caaguazú.
La fiscal explicó que el médico forense de turno, dudó sobre la causa de la muerte presentada ante la Policía Nacional, por lo que decidió inspeccionar el cuerpo. Tras la verificación se pudo constatar que la joven falleció tras la interrupción de un embarazo.
 
La mujer falleció el pasado 28 de marzo en una clínica clandestina de Caaguazú hasta donde fue trasladada luego de complicaciones por el aborto practicado en el kilómetro 7 de Ciudad del Este.
 
 
El procedimiento habría sido practicado por un supuesto medico identificado como Alberto Martinez Barreto, quien fue detenido en una de las clínicas clandestinas allanadas.
 
La Fiscalía sospecha que el supuesto médico atendió a varias personas con anterioridad. El hombre cuenta con prisión domiciliaria y tiene antecedentes por lesión grave y homicidio.
 
 
La madre de la joven también es investigada por las autoridades ya que en todo momento intentó ocultar la causa de la muerte de su hija.
Tanto el detenido como la madre de la víctima están imputados por aborto y homicidio culposo.
 
La víctima falleció por una infección generalizada tras recibir la cirugía para interrumpir un embarazo de aproximadamente tres meses de gestación.
 
 
 
Fuente: Ministerio Público