La VoZ digital | Diputados giran a comisión proyecto que declara interés nacional la apertura de una oficina comercial en China

2021-04-07 | 20:25

COMERCIO INTERNACIONAL

Diputados giran a comisión proyecto que declara interés nacional la apertura de una oficina comercial en China
103



  •  


Imagen ilustrativa. GENTILEZA Imagen ilustrativa. GENTILEZA
El diputado de derecha, Sebastián García, propuso sobre tablas tratar un proyecto de declaración de interés nacional para promover la apertura de una Oficina Comercial de Paraguay en la República Popular China. Sin embargo, los colorados se negaron, y enviaron a comisión. Walter Harms dijo que son inaceptables las condiciones para la apertura de una oficina comercial en aquel país.

Por pedido del diputado por Asunción del Partido Patria Querida (PPQ), Sebastián García, la Cámara de Diputados trató sobre tablas el proyecto de Declaración “Que declara de interés nacional la apertura de una oficina comercial de la República del Paraguay en la República Popular de China”.

 

La propuesta fue plateada, en vista al rechazo que sufrió otra iniciativa similar que  instaba al Poder Ejecutivo a establecer relaciones diplomáticas y consulares con el país mencionado.

Tras las consideraciones de varios congresistas, y a pedido del diputado colorado Raúl Latorre, la propuesta fue derivada, nuevamente, a comisiones para el estudio.

El diputado García mencionó que es imprescindible impulsar la creación de una oficina comercial paraguaya en la China Continental.

“Paraguay posee tanto la capacidad como la creatividad de convertirse en una economía complementaria para ese país y es capaz de adaptarse a las necesidades productivas de la República Popular de China. Esto podría llevar a un desarrollo exponencial del sector productivo y a una diversificación de la matriz productiva paraguaya, creando nuevas fuentes de empleo y desarrollo social”, dice parte de la exposición de motivos.

El diputado Walter Harms, en su calidad de presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores dijo que son inaceptables las condiciones que impone la República Popular de China, para la apertura de una oficina comercial en aquel país.

Aclaró que el condicionamiento principal es que nuestro país debe romper relaciones diplomáticas con Taiwán, hecho considerado inaceptable para un país soberano como el nuestro. 

En esencia el proyecto declara de interés nacional la apertura de una oficina comercial de nuestro país en la República Popular de China, con el fin de promover el desarrollo económico, productivo, social y las inversiones entre ambos países.

Finalmente la plenaria decidió devolver el proyecto a las comisiones pertinentes, en busca de un mayor consenso y una salida más favorable para todos los sectores.