La VoZ digital | “Israel está bombardeando de forma intensiva zonas residenciales”, denuncia agencia de Naciones Unidas

2021-05-17 | 20:23

CONFLICTO EN ORIENTE MEDIO

“Israel está bombardeando de forma intensiva zonas residenciales”, denuncia agencia de Naciones Unidas
103



  •  


Imagen ilustrativa. GENTILEZA Imagen ilustrativa. GENTILEZA
En entrevista con France 24, Raquel Martí, directora ejecutiva de la Agencia de la ONU para los refugiados palestinos (UNRWA), sostuvo que hasta las escuelas del organismo internacional donde han recibido más de 38.000 refugiados están siendo atacadas.

A pesar de que gran parte de la comunidad internacional ha enfocado su atención en condenar los misiles que Hamas ha disparado en contra de Israel, la mayor afectación la han padecido los civiles palestinos que viven en la Franja de Gaza y que han sido víctimas de los bombardeos israelíes.

“Israel está bombardeando de forma intensiva zonas residenciales y estos bombardeos también está afectando a numerosas infraestructuras civiles, como lo son escuelas, clínicas, también redes de agua potable e incluso parte de la central eléctrica de Gaza”, declaró a France 24 Raquel Martí, directora ejecutiva de la Agencia de la ONU para los refugiados palestinos (UNRWA, por sus siglas en inglés).

Al igual que en 2014, el conflicto más reciente entre palestinos e israelíes, familias enteras están desapareciendo entre los escombros, según Martí. La diferencia es que ahora hay más ataques. Ella asegura que esta intensidad “no tiene precedentes” y que es tal que la UNRWA no ha podido llevarles alimentos, ni agua a los miles de palestinos que se han refugiado en las escuelas que tiene la ONU en la Franja de Gaza. Tampoco se han podido respetar los protocolos de bioseguridad para evitar mayores contagios del Covid-19.

Además, las escuelas de la ONU y de las autoridades palestinas donde se refugian los habitantes de Gaza han sido blancos de ataque. Martí explicó que en 2014, las escuelas de la ONU fueron bombardeadas cinco veces y que esta vez tampoco tienen ninguna garantía, a pesar de que las infraestructuras están señalizadas con los logos de la ONU.

“Esta mañana recibíamos a través de fuentes locales que se estaban evacuado dos escuelas de gobierno porque iban a ser también bombardeadas, con lo cual estamos volviendo a repetir y volviendo a ser testigos de lo que ya pasó en el 2014”, declaró a France 24 Raquel Martí.

El secretario general de la ONU, António Guterres, agregó a través de un comunicado que le presentó al Consejo de Seguridad que las operaciones militares israelíes han ocasionado “daños totales o parciales” en siete fábricas, 40 escuelas y al menos cuatro hospitales. Además, reportó que 18 edificios de la Franja de Gaza han sido destruidos, incluido el que albergaba a los medios internacionales AP y Al Jazeera.

La postura de Israel es que son blancos legítimos porque, según ellos, albergan a militantes del grupo Hamas. El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, dijo por ejemplo que en la infraestructura donde estaban AP y Al Jazeera había “una oficina de inteligencia para la organización terrorista palestina” que planeaba ataques contra Israel.

RUSIA CONDENÓ LOS ATAQUES Y ESTADOS UNIDOS DIJO QUE EL CESE AL FUEGO DEPENDE DE LAS DOS PARTES

Serguéi Lavrov, ministro de Exteriores de Rusia, condenó los ataques entre ambos bandos y solicitó a un cese inmediato de las hostilidades para retomar los diálogos de paz. “Para que las conversaciones directas comiencen, es necesario el cese de la violencia de todas las partes, y nosotros condenamos tanto los ataques lanzados contra los sectores residenciales desde la Franja de Gaza, como los ataques inadmisibles contra objetivos civiles en Palestina”, agregó.

Lavrov celebró la reciente reunión de urgencia del Consejo de Seguridad de la ONU, en la que discutieron el domingo sobre las hostilidades entre Israel y Palestina en público. “Ahora todo dependerá de la disposición al diálogo de las partes y de su buena voluntad”, concluyó.

Por su parte, Antony Blinken, el secretario de Estado de Estados Unidos, aseguró este lunes desde Dinamarca que siguen trabajando “día y noche” para ponerle fin al conflicto. “En todos estos compromisos hemos dejado en claro que estamos preparados para brindar nuestro apoyo y buenos oficios a las partes en caso de que busquen un alto el fuego”, dijo Blinken.

El funcionario también afirmó que Estados Unidos está “muy preocupado por la escalada de violencia. Blinken enfatizó que apoyarán cualquier iniciativa diplomática encaminada a un cese de las hostilidades pero que, “en última instancia, depende de las partes dejar en claro que quieren lograr un alto el fuego”.

A pesar de esta postura, Estados Unidos se ha opuesto tres veces dentro del Consejo de Seguridad de la ONU a que la entidad emita una declaración conjunta para trabajar por un alto al fuego. Su oposición ha bloqueado las acciones del organismo más importante de las Naciones Unidas.

Por otro lado, la Asamblea General de la ONU se reunirá el próximo jueves 20 de mayo para discutir qué pueden hacer frente a la escalada del conflicto.

ISRAEL INTENSIFICA LOS BOMBARDEOS EN GAZA Y CONFIRMA LA MUERTE DE UN COMANDANTE PALESTINO

Todos los más recientes pronunciamientos de la comunidad internacional ocurrieron pocas horas después de que el Ejército israelí bombardeara 15 kilómetros de túneles subterráneos que, asegura, son utilizados por Hamas. Según los militares de Israel, también fueron atacadas nueve residencias en Gaza que presuntamente pertenecían a comandantes de alto rango de Hamas.

Durante el bombardeo, Israel mató al alto comandante de la Jihan Islámica del norte de Gaza, Hussam Abu Harbeed. Según expertos, esto podría desencadenar una respuesta bélica más violenta de parte del grupo militante que lucha junto a Hamas. Israel defendió el operativo asegurando que Hussam Abu Harbeed está “detrás de varios ataques terroristas con misiles antitanques contra civiles israelíes”. Mientras, los grupos islamistas renovaron los ataques con cohetes contra ciudades israelíes y prometieron vengar la muerte de su militar. 

 

 

 

 

Fuente France24 - con Reuters y AP